¿Por qué no elaboras tu propia salsa de tomate frito casera?

Elaborar nuestra propia salsa de tomate frito casera, nos va a diferenciar el gusto de nuestras elaboraciones que precisen de esta salsa de una forma espectacular. Además es una salsa que podrás guardar fácilmente y olvidarte de ella siguiendo los pasos que encontrarás haciendo click al final de esta receta.

Es sencilla de elaborar, tan solo necesitas tiempo.

Ingredientes que necesitas para elaborar salsa de tomate frito

Pasos para cocinar nuestra salsa de tomate frito casera

  1. Lo primero que tienes que hacer, es elaborar un buen sofrito de cebolla muy picada, pimiento rojo y ajo. Recuerda que primero a fuego fuerte y después a fuego lento. Esto tardará una hora a fuego lento aproximadamente.
  2. Mientras puedes pelar tus tomates, para que esto te sea más fácil puedes escaldarlos en agua hirviendo y rápidamente a agua con hielos, de este modo conseguirás retirar la piel más cómodamente.
  3. Trocea el tomate en trozos y una vez que tengas el sofrito perfecto, añade bien de tomate troceado, deja reducir un poco y añade sal, y el azucar. Para medir el azucar, calcula como dos cucharadas soperas enteras por cada 2 kilos de tomates.
  4. Una vez tengas todo, deja cocinar durante hora y media a fuego muy lento y moviendo de vez en cuando.
  5. Retira ahora del fuego, pasa tu salsa por una batidora y después por un fino.
  6. ¡Listo! Ya tienes tu salsa de tomate frito casera

Pero espera, todavía hay más.

Seguro que tu salsa de tomate frito casera está deliciosa y no puedes dejarla sin más en el frigorífico. ¡Tienes que guardarla y conservarla para que puedas utilizarla en futuras elaboraciones en tu cocina!

¿Quieres saber como guardar tus salsas de tomate y que aguanten mucho tiempo?

Click aquí para ver cómo guardar y conservar tu salsa de tomate frito casera.